Consejos para cobrar más por un accidente de tráfico

Consejos para cobrar más por un accidente de tráfico

A veces nos preguntamos: ¿por qué mi vecino, que tuvo unas lesiones como las mías, ha percibido una indemnización mayor que la mía? Tal vez porque su vecino siguió estos consejos para cobrar más por un accidente de tráfico

consejos para cobrar más por un accidente de tráfico en Tenerife

Vaya por delante una perogrullada: cuanto más graves sean las lesiones y más clara la culpa del contrario, normalmente mayor será la indemnización. Dicho esto, conviene tener en cuenta estos consejos para cobrar más por un accidente de tráfico, a fin de que dadas unas lesiones parecidas la cantidad que nos pague el seguro sea mayor.

En primer lugar, conviene entender una cosa: la indemnización se calcula en base a días de baja y secuelas. Por lo tanto, una persona que se haya roto los dos brazos, la nariz y una pierna y que tras tres meses se cure sin cicatrices ni limitaciones posiblemente cobrará una indemnización menor que otra que meramente tenga un latigazo cervical que precise de una rehabilitación de cuatro meses con una secuela de cervicalgia leve. La percepción será que el primer accidentado tiene unas lesiones más importantes, pero será el segundo quien cobre más. Es preciso entender esto a fin de entender estos consejos para cobrar más por un accidente de tráfico.

Por ejemplo, el otro día hablábamos de los días impeditivos y no impeditivos. Dicho en pocas palabras, si los sesenta días que por ejemplo tardamos en curar de nuestras lesiones se computan como impeditivos, nuestra indemnización por este concepto ascenderá a 3.480 euros. Si el mismo periodo es valorado como no impeditivo, la misma se reducirá a 1.860. El criterio a la hora de establecer si los días tienen una categoría u otra depende de cada medico forense, pero sin duda ayuda que -aunque estemos en el paro- le aportemos un volante de baja laboral por dicho periodo.

Otro de los consejos para cobrar más por un accidente de tráfico tiene que ver con el equilibrio entre días de sanidad y secuelas. Pensemos que para una persona de treinta años que sufre un accidente de circulación cada punto de secuelas que se le conceda implica una indemnización en torno a los 700 euros (al cual se incrementa un 10 por ciento de factor corrector si el accidentado está en edad laboral). Ese punto de secuela equivale en lo que a indemnización se refiere a unos doce días impeditivos, por lo que -si lo miramos desde un punto de  vista exclusivamente crematístico- puede interesarnos más un proceso de curación más prolongado sin secuelas que acelerar el proceso de alta médica y recibir el alta con molestias residuales.

Obviamente, uno de los más importantes consejos para cobrar más por un accidente de tráfico tiene que ver con quién valora las lesiones sufridas. Hemos de evitar que el juez de nuestro estado físico sea el médico de la aseguradora contraria, y en su lugar conseguir ser valorados por el médico forense del juzgado. Esto nos garantizará una valoración objetiva y no sujeta a intereses espúreos.

Ir arriba